Seguro Decesos ING Coberturas

Seguro Decesos ING Coberturas

ING Direct es conocido por la sociedad como un banco, pero también ofrece sus servicios como un seguro de decesos, o como lo define la propia entidad como un seguro de vida, ya que, entre otras cosas, cumplen con una gran labor de compromiso social, para la mejora de la sociedad y es por ello, por lo que quieren que tener cubiertas todas las necesidades de sus más de treinta y cuatro millones de clientes repartidos por cuarenta países.

Con el seguro de vida de ING Direct, podrá tener a su familia protegida y sin necesidad de que tenga que pasar por rigurosos reconocimientos médicos, como se obliga con las demás aseguradoras. Además, podrás pagarlo de diferentes formas, ya sea mensual o anual, sin pago fraccionado y podrás cancelarlo sin penalizaciones, la prima se recalcula al renovar la póliza, dependiendo de la edad del asegurado y del capital elegido, a más edad, más tendrá que pagar. Usted decide qué cantidad quiere asegurar, desde 50.000 euros hasta los 300.000€.

La cobertura principal que cubre este seguro es todo lo referido a los gastos y trámites que conlleva el fallecimiento de una persona, ya que se preocupan de que, en momentos tan difíciles, los familiares no tengan que tener esa responsabilidad. Por ejemplo, los gastos del entierro, incineración, inhumación, coche fúnebre, arca fúnebre, coronas de flores, coche de acompañamiento, así como la tramitación de certificados de defunción, de orfandad, de viudedad, entre otras cosas.

Para ello, la compañía requiere de ciertos requisitos del asegurado, como el DNI o certificado de nacimiento, certificado de últimas voluntades, testamento en el caso de que se haya hecho, declaración de herencia, el DNI de los otros beneficiarios así como los datos de la cuenta bancaria en la que se desea que la entidad le haga el abono del seguro. La edad que debe tener una persona para contratar un seguro de decesos con ING Direct abarca desde la mayoría de edad, dieciocho años, hasta los sesenta y nueve.

Por otro lado, puede contratar una cobertura adicional si lo desea, con ella, al asegurado se le abonará una cuantía igual al saldo medio que haya ahorrado, con un límite de 50.000 euros. Una de las garantías extras que cubre el seguro además de la básica de fallecimiento, es la invalidez permanente absoluta, es decir, en el caso de que el asegurado tenga una situación mental o física que sea irreversible que le impida hacer una vida laboral o cualquier actividad profesional, siempre que se produzca antes de los 65 años de la persona que quiera contratar este tipo de seguros.

Este seguro se hará efectivo siempre que el tomador, a la hora de hacer el contrato de la póliza haga una serie de declaraciones de salud como son las siguientes:

-          Que la vida laboral del asegurado no se haya interrumpido por un accidente o una enfermedad que haya superado los 30 días durante los tres años anteriores.

-          No haber sido intervenido quirúrgicamente, haber sido paciente de radioterapia, quimioterapia, hemodiálisis u otros tratamientos que abarquen más de cinco días de hospitalización, durante los tres años anteriores al contrato del seguro

-          No haber padecido cáncer o tumores, contagio de VIH y enfermedades asociadas, afecciones cardíacas o circulatorias, así como psicológicas o alguna secuela de algún accidente

-          No tener concedida la tramitación de la invalidez permanente absoluta o alguna minusvalía que supere el 33%

-          Si tiene profesiones de riesgos como: trabajador de industria pesquera o alta mal, trabajador de industria petrolera o de gas, trabajo bajo tierra o bajo agua, trabajo con explosivos, si trabaja en las Fuerzas Armadas, si es deportista profesional, si trabaja en situaciones de altura superiores a los quince metros, si maneja maquinaria pesada o es trabajador de la industria agrícola con el uso de la fuerza motriz.

Del mismo modo, aquí presentamos una serie de condiciones que están excluidas del contrato:

-          El suicidio del asegurado o si se produce su muerte como consecuencia de un intento de suicidio, durante el primer año del seguro.

-          Si tiene lesiones graves como consecuencia de una enfermedad o de un accidente que haya ocurrido antes a la entrada en vigor del seguro.

-          Si es víctima de actos políticos sociales, como son las guerras, motines, revueltas, revoluciones o cualquier hecho que haya sido declarado como catastrófico.

-          Si es   perjudicado por una reacción o radiación nuclear o por una contaminación radioactiva

-          Lesiones que sean ocasionadas con intención de suicidio por el asegurado, efectuadas en estado de embriaguez, si ha consumido narcóticos o drogas.

-          Si el asegurado comete un acto criminal.

-          Si el asegurado tiene un accidente a causa del consumo de estupefacientes, alcohol y otras.

-          Si sufre un accidente o muere como consecuencia de un viaje en aeronave, y no es usuario de transporte público.

-          Si practica cualquier actividad deportiva como deportista de élite o profesional

 

 

ING Direct como entidad bancaria se quiere asegurar de los familiares del asegurado, en caso de que éste contrate un préstamo y fallezca no se tengan que hacer responsables de todos los recargos y deudas que podría conllevar, por ello ofrece este seguro de vida como uno de los productos que más necesarios para sus clientes.


Aseguradas/os
Aseguradas/os
Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecer nuestros servicios, recoger información estadística e incluir publicidad. Si continúa navegando, acepta su instalación y uso. Puede obtener más información en nuestra política de cookies.
Política de cookies +